de 10 a 14 y de 18 a 21h

Lunes a Viernes

Avda. Maruja Garrido, 2

Caravaca de la Cruz

Comparar

Formas de invertir en inmuebles con muy poco dinero

Formas de invertir en inmuebles con muy poco dinero

El precio de la vivienda sube y lo hace a un ritmo que no se veía desde hacía tiempo. Es por eso que invertir en inmuebles es una de las ideas de inversión 2018 favorita para muchas personas.

Mucho dinero de los depósitos que va venciendo, se queda remansado en cuentas corrientes a la vista. Los motivos son varios. Fundamentalmente la escasa o nula rentabilidad de los depósitos, incertidumbre y aversión al riesgo a las alternativas de inversión propuestas.

Pero ese dinero en cuenta es como un cartucho en el cargador, listo para disparar si se presenta la ocasión adecuada. Hay quien se lamenta de que no dispone del capital necesario para embarcarse en inversiones inmobiliarias y tiene que quedarse fuera, viendo las oportunidades pasar.

La alternativa que algunos se plantean es endeudarse para comprar. Pero se vive muy tranquilo sin las cargas de las deuda en la mochila, de modo que hay que verlo muy claro para lanzarse a invertir en inmuebles pidiendo una hipoteca.

Lo que quiero contarte, es que si eres uno de los que creen que invertir en vivienda  ha vuelto a ser una opción atractiva, hay más maneras de hacerlo de las que tal vez estés barajando. Estas son varias formas de invertir en inmobiliario  desde muy poco dinero.

Comprar obra nueva sobre plano

La primera alternativa para invertir en inmuebles, es la tradicional. La obra nueva se ha reactivado en muchas ciudades. Ya se vuelve a ver promociones como antes. Pero esta vez de la mano de constructoras solventes con fondos propios para financiar la obra y muchas veces con bancos de la mano que tienen terrenos en propiedad.

La situación es distinta. Porque no se carga con el lastre de un suelo caro y salen promociones con pisos a precios atractivos, que por el empuje de la demanda, a la hora de hacer la entrega de la obra nueva y escriturar, ya se han revalorizado.

Se nota que se ha aprendido de los errores de la época de los excesos. La obra nueva que se construye, son viviendas con un plus de calidad. Con diseños adaptados a los resultados de los estudios de mercado, viviendas con más metros, mejor distribuidas, con buenos materiales, con vestidores, con cocinas grandes, con un buen aprovechamiento del espacio.

Así sí se puede comprar e invertir en ladrillo. Porque normalmente estas promociones se levantan en zonas céntricas de las ciudades o zonas residenciales en crecimiento con mucha demanda. Y eso es una garantía de revalorización.

Un ejemplo claro  en Caravaca de la Cruz

Fotos virtual cocina Mirador de la Reina

 

Comprar inmuebles de segunda mano para alquilar

El precio de la vivienda de segunda mano en el primer semestre de 2017 sube un 8,24% y se sitúa en niveles de 2011. Los fuertes descensos del precio dela vivienda a lo largo de la crisis, han permitido poder hacer compras de inmuebles a precios razonables que hagan atractiva también su inversión.

Una de cada cuatro compras de segunda mano, se hace como inversión. Se buscan pisos bien situados en las ciudades a precio de derribo para después reformarlos.

Un inversor que había creado una pequeña sociedad para gestionar las 15 viviendas para alquilar que ha comprado para a lo largo en estos años de crisis, me confesaba que las rentabilidades que estaba obteniendo estaban entre 5-6%.

Afirmaba que es mucho más rentable invertir en inmuebles pequeños en el centro o en barrios en expansión. Con lo que cuesta la obra nueva, te compras dos viejos a reformar por el mismo precio. Y la renta en alquiler que puedes sacar por uno nuevo no es mucho mayor a la de uno viejo.

De modo que con dos viviendas de segunda mano casi doblas el ingreso deduciéndote los gastos de la reforma y por tanto aceleras el retorno de la inversión. No digamos si en lugar de para alquileres estables, inviertes en inmuebles para explotarlos como apartamentos turísticos.

Vivienda de oportunidad para el alquiler estable o como Apartamento Turistico

Esto también es aplicable para locales y oficinas. Con la crisis hemos visto como muchos negocios en las zonas comerciales tradicionales de las ciudades, han ido cerrando y dejando una gran oferta de inmuebles sin ocupar. Hay oportunidades. Y como siempre, lo que bien se compra bien se vende si es necesario.

Invertir en inmuebles sin compran ninguno a través de SOCIMIS

Lo que te he comentado hasta ahora, son formas de invertir en inmuebles, pero que tienen el inconveniente de que requieren concentrar un gran capital. Y que por tanto no representa una suficiente diversificación patrimonial o sencillamente, no están al alcance de todos los bolsillos.

Las SOCIMI o Sociedades Cotizadas Anónimas de Inversión en el Mercado Inmobiliario sin embargo, son la alternativa bursátil para que cualquiera se pueda permitir invertir en ladrillo en todas sus variantes. Se dedican fundamentalmente al alquiler de cualquier tipo de inmuebles y también a la compraventa e inversión en activos inmobiliarios. Y gozan de unos beneficios fiscales, que han hecho que desde la reforma de Ley de 2013, hayan aparecido infinidad de sociedades de este tipo.

Una vez entiendes que es una SOCIMI y cómo funciona, puedes comprender como es posible que en poco más de cuatro años, unas cuarenta SOCIMIS se hayan lanzado a cotizar en el MAB (Mercado Alternativo Bursátil) y algunas de ellas han llegado al mercado continuo o al Ibex35.

Después de una larga crisis inmobiliaria, este tipo de activos, son el vehículo perfecto para que puedas participar y subirte a la ola de las inversiones inmobiliarias, que reflejan en cierto modo la recuperación económica en España. Y lo mejor de todo, además del bajo capital necesario para hacerlo, es que te permite acceder inversiones en edificios o inmuebles, inaccesibles para el bolsillo de un particular. Así como lograr exposición de activos inmobiliarios tan diversos como hoteles o almacenes logísticos.

Como ves hay varias opciones para inversiones inmobiliarias y muchas formas de hacerlas, siendo asequibles para todos los bolsillos. Nueva burbuja o no, lo que está claro es que el inmobiliario es un activo recomendado en que invertir en 2018 y para muchos ahorradores conservadores, una alternativa segura antes las incertidumbres que vivimos y los bajos intereses de los depósitos a plazo fijo.

Publicaciones relacionadas:

Qué pasa si la documentación de tu hipoteca tiene errores y cómo afecta a la firma

Uno de los objetivos con los que llegó al mercado la nueva ley hipotecaria fue aumentar la...

Continuar leyendo

¿CÓMO DEBE SER LA CASA PERFECTA PARA VIVIR EN FAMILIA?

El hogar familiar es el punto en torno al cual giran nuestras vidas. Es el lugar donde vivimos...

Continuar leyendo

LA MAGIA DE LAS REFORMAS

A la hora de comprar una vivienda es importante tener visión espacial. Hay veces que vamos a...

Continuar leyendo

Unirse a la discusión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat